martes, 17 de abril de 2012

Eco púrpura

Cada gota de sangre
que golpeó bajo mi piel,
como granizo púrpura
contra mi paraguas de cristal,
se ha derretido ahora
después de cantar su verdad
en el sendero de la desnudez propia,
para dar paso a una lluvia tenue
entre tus manos, a tu antojo;
diálogos de agua
monólogos de viento.
Lloran los que aman
cúpulas blancas en la noche
monumentos al amor muerto
contraste efímero
como la vida que te dí,
no perdurará la piedra ni el cielo,
el palacio ni la noche,
solo el eco púrpura de la sangre
goteando entre tus manos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario